Ask An Expert / Tratamientos

¿Está mi hijo recibiendo el tratamiento correcto para su Síndrome de Tourette (ST)?

Hay cuatro componentes clave que considerar.

Shelley Avny, PhD

Si una terapeuta dice que está realizando técnicas de intervención cognitivo-conductual (TICC, o CBIT por sus siglas en inglés) para el ST, pero no ha recibido el entrenamiento adecuado en uno de los centros recomendados, ¿es eso adecuado? Tampoco ha trabajado con niños diagnosticados con ST, ¿es eso adecuado? Mi hijo experimenta tics muy acentuados, por ese motivo se le prescribió medicación y empezó a acudir a una terapeuta, pero no quedé contento con sus servicios. Al principio ella dijo que estaba realizando TICC para ST, después cambió a un tratamiento cognitivo-conductual (TCC, o CBT por sus siglas en inglés). No existían objetivos definidos, no tenía deberes, no requería participación de los padres o maestros y los tics de mi hijo no mejoraban.

Claramente ha investigado sobre el tema y tiene buenos conocimientos de cómo debería ser el tratamiento. Tiene razón en que las TICC son tratamientos eficaces para los trastornos de tics, y sería ideal tener un terapeuta que haya recibido ese tipo de formación especializada y tenga una certificación. Sin embargo, debido a la alta especificidad de esa certificación, no siempre es fácil encontrar terapeutas con ese tipo de entrenamiento intensivo. Eso no quiere decir que aquellos profesionales sin certificación no sean terapeutas competentes y bien informados en el tratamiento de tics. Tiene que asegurarse de que el terapeuta tiene entrenamiento en reversión del hábito (ERH, o HRT por sus siglas en inglés) dado que las TICC están basadas en mecanismos tradicionales de los ERH. Debería asegurarse de que el terapeuta incluya estos cuatro componentes clave:

  1. Psicoeducación: enseñar tanto a usted como a su hijo sobre los trastornos tic (por ejemplo, causas, procedimiento típico, y la normalización de experimentar trastornos tic)
  2. Entrenamiento de concienciación: entender en qué parte del cuerpo se producen los tics y que músculos están involucrados en el mismo, y después aprender a ser consciente del momento en el que el tic va a ocurrir
  3. Intervención funcional: determinar las condiciones en las que los tics empeoran o se mantienen, y reducir o eliminar ese tipo de situaciones
  4. Respuesta competitiva: identificar tics molestos y entrenar a su hijo para que realice un movimiento voluntario, evitando que los tics puedan suceder

Otros componentes del tratamiento recomendados incluyen el empleo de un sistema de premios para animar y reconocer el esfuerzo de su hijo al identificar y controlar los tics, y ejercicios de relajación.

Si el terapeuta esta utilizando estos componentes como base de su tratamiento, es probable que disponga de entrenamiento y experiencia para tratar trastornos tic. Puede que sea útil pedir detalles sobre el plan y el enfoque del tratamiento a la hora de buscar un terapeuta. También estas en lo cierto al cuestionar la carencia de objetivos, deberes y participación de los padres. Si su hijo recibe tratamiento una vez a la semana, el resto de la práctica debe de hacerse entre las sesiones. Así es como él perfeccionará sus habilidades. La mayoría de los niños necesitan que sus padres les entrenen y les incites a utilizar sus habilidades de manera frecuente.