¿Quién más debe ser informado?

Las personas con las que su hijo pasa el tiempo necesitan saber que ha habido una muerte en la familia. Los maestros, consejeros escolares, entrenadores, directores de programas extracurriculares y miembros del otro lado de la familia deben ser informados.

Es importante tomar en cuenta que después de informar al personal de la escuela de su hijo, puedan tenerlo presente durante una semana o dos. Sin embargo, si la muerte es significativa, como la pérdida de un padre, es una situación con la que su hijo va a estar lidiando durante todo el año y puede que usted tenga que estar chequeando con ellos continuamente para recordarles.

Si su hijo es más pequeño, debe informar a los padres de sus amigos cercanos sobre la muerte. Si su hijo está en la escuela intermedia o preparatoria, debe preguntarle si él quiere decirle a los padres de sus amigos o si debe hacerlo usted.