Trastorno por abuso de sustancias: Tratamiento

El primer paso del tratamiento es dejar de usar la sustancia. En casos graves de adicción física, la desintoxicación es necesaria para ayudar con los síntomas de abstinencia. Es esencial crear un entorno de apoyo y eliminar los factores desencadenantes del abuso de sustancias.

El tratamiento puede realizarse de forma ambulatoria u hospitalaria dependiendo de la gravedad del problema. Un médico puede recomendar el asesoramiento individual con un psicólogo, psiquiatra o consejero de adicciones. A menudo es necesario el asesoramiento familiar. Un médico puede recomendar programas especiales de rehabilitación y/o tratamiento. Los grupos de autoayuda para adolescentes y familias con problemas de sustancias suelen ser muy útiles. Los jóvenes con trastornos psiquiátricos coexistentes deben recibir un plan de tratamiento que también aborde esas condiciones.