Trastorno de adaptación: ¿Qué es?

El trastorno de adaptación es una reacción inusualmente fuerte o prolongada ante un suceso perturbador.  El evento desencadenante puede ser un divorcio, la muerte de un familiar, una mudanza, cambio de escuela, ruptura o una gran desilusión en la vida. El niño con este trastorno tendrá dificultades para enfrentarse a sus emociones y puede deprimirse o sentirse ansioso, hostil, querer pelear o negarse a ir a la escuela, entre muchas otras posibles conductas.  El trastorno es una reacción a un suceso de gran importancia para el niño, sin importar qué tan significativo es para los demás. Los niños pequeños adolescentes e incluso a adultos podrían experimentarlo.