Beneficios potenciales

Estos medicamentos pueden reducir los síntomas problemáticos del TDAH. Por lo tanto, los niños tienden a ser menos híperactivos, menos impulsivos, a estar más enfocados y menos distraídos cuando los medicamentos funcionan. Sin embargo, estos medicamentos no tratan ningún tipo de comportamiento aprendido u otros tipos de problemas de aprendizaje.