Ask An Expert / Trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH)

¿Cómo puedo lograr que mi hija con TDAH siga instrucciones?

Estrategias para ayudar a los niños a responder la primera vez que les pide que hagan algo

Lee Stephanie CMI
Stephanie A. Lee, PsyD

Senior Director of the ADHD and Behavior Disorders Center

Child Mind Institute

¿Cómo puedo lograr que mi hija con TDAH siga instrucciones?

En primer lugar, para tener una perspectiva, es importante tomar en cuenta que nunca esperamos que los niños sigan el 100 por ciento de las instrucciones al primer intento. Por lo general, los niños con un desarrollo típico y sin problemas de conducta siguen las instrucciones de sus padres a la primera, en un 75 por ciento de los casos.

Si quiere aumentar el nivel de cumplimiento de indicaciones de su hijo, empiece por pensar en el número de instrucciones que le da al día y en la frecuencia con la que usted está dándoles seguimiento si su hija no responde a la primera. Si no les damos seguimiento a un gran porcentaje de instrucciones, los niños, incluidos los que tienen TDAH, aprenden que no tienen que cumplir con las instrucciones la primera vez.

A menudo recomiendo reducir el número de órdenes o instrucciones que le da a su hijo para poder aumentar el seguimiento. Esto significa que hay que esperar a que usted esté preparado para hacerle un seguimiento a la exigencia antes de dársela.

Si está en la cocina y cree que sería estupendo que su hija se pusiera los zapatos, pero no está preparado para ir a la sala donde ella está y asegurarse de que se ponga los zapatos en ese momento, todavía no le daría la orden verbal. No empezaría a darle instrucciones hasta que estuviese cerca y tuviese los medios y el tiempo para que se ponga los zapatos.

Otra cosa que sugeriría es que siempre que su hija siga una instrucción rápidamente, sin discutir, después de la primera orden, le dé una atención positiva por sus esfuerzos. Es especialmente útil si se trata de un elogio etiquetado: “Me encanta que te hayas puesto los zapatos en cuanto te lo pedí”, que le diga a su hijo qué es lo que le ha gustado de su comportamiento. Si le pone una etiqueta a estos comportamientos positivos, conseguirá que su hijo los haga con más frecuencia. Y los niños con TDAH, que pueden estar distraídos, se beneficiarán particularmente de que les recuerde cuáles son las acciones y comportamientos que más le gustan.