¿El TDAH se quita al crecer?

Los síntomas de TDAH cambian conforme los niños van creciendo y se estima que aproximadamente un tercio de los niños que son diagnosticados con el trastorno de déficit de atención con hiperactividad ya no cumplen con el criterio para cuando llegan a la adultez temprana.

En general, la hiperactividad declina cuando los niños avanzan en la primaria, y la falta de atención se convierte en el principal problema para ellos, puesto que el trabajo escolar que se espera que ellos realicen se vuelve más demandante, y sus padres y maestros no están supervisando sus actividades tan de cerca.

En la adolescencia, la impulsividad también se vuelve una gran preocupación, debido a que ésta lleva a accidentes de auto, a practicar sexo no seguro y a otras conductas de riesgo.

Los niños que tienen más probabilidad de tener TDAH que continúa hasta la adultez son aquellos cuyos síntomas son muy severos en la infancia, y aquellos que también presentan algún otro trastorno psiquiátrico, como depresión o ansiedad.