Lo lamentamos. Esta página no tiene version en español. Vaya la página de inicio.

¿Qué es el trastorno del aprendizaje no verbal?

El trastorno del aprendizaje no verbal es una discapacidad del aprendizaje que hace que los niños tengan problemas para reconocer y comprender patrones en las expresiones faciales, el lenguaje corporal y otros tipos de comunicación no verbal. Este trastorno se denomina a veces TANV, por sus siglas en español, o NVLD o NLD, por sus siglas en inglés. Los niños con TANV suelen ser buenos con las palabras, pero se les dificultan las situaciones sociales. También pueden tener dificultad con la coordinación física, la resolución de problemas y la organización de sus pensamientos.

No todos los expertos reconocen el TANV como un trastorno formal. Sus síntomas pueden parecerse a veces a los de otros trastornos, como el TDAH o el autismo. Además, suele variar mucho de un niño a otro, por lo que el primer paso para obtener ayuda para un niño con TANV es averiguar exactamente qué tipos de aprendizajes se le dificultan.

¿Cuáles son los síntomas del trastorno del aprendizaje no verbal?

Las señales de que un niño pudiera tener un trastorno del aprendizaje no verbal incluyen:

  • Dificultad para comprender las señales sociales no verbales, como las expresiones faciales y el lenguaje corporal.
  • Dificultad para entender el sarcasmo.
  • Dificultad para reconocer las emociones de los demás.
  • Dificultad para comprender la información visual.
  • Dificultad para comprender las relaciones espaciales y juzgar la distancia.
  • Dar la apariencia de moverse con torpeza o descoordinación.
  • Pocas habilidades para la resolución de problemas.
  • Problemas con los conceptos matemáticos de alto nivel.
  • Hablar mucho más que otros niños.
  • Dificultad para dividir un proyecto en pasos más pequeños.
  • Pocas habilidades de organización y planificación.

¿Cómo se diagnostica el trastorno del aprendizaje no verbal?

Todos los niños con TANV tienen dificultad para aprender patrones, pero esto puede lucir muy diferente para cada niño. El primer paso para ayudar a los niños con TANV es averiguar exactamente qué tipo de patrones se les dificultan.

Una evaluación especializada en el trastorno del aprendizaje no verbal puede determinar con qué tipo de aprendizajes tiene problemas un niño.

¿Cómo se trata el trastorno del aprendizaje no verbal?

Los profesionales del aprendizaje y los terapeutas pueden utilizar los resultados de la evaluación de un niño para desarrollar los apoyos adecuados para él. El tratamiento consiste en enseñarles a encontrar por sí solos el tipo de patrones que podrían estar pasando por alto. Por ejemplo, puede que practiquen cómo dividir los problemas en pasos más pequeños o que reciban capacitación para comprender las interacciones sociales.

Los padres pueden ayudar al practicar estas mismas estrategias con los niños en casa. Cuando los padres se enfrenten a un problema, pueden pensar en voz alta y mencionar los pasos que están dando para resolverlo. Esto puede ayudar a los niños con TANV a ver cómo es la resolución de problemas en acción y hacerlo mejor la próxima vez que se enfrenten ellos mismos a un problema.